mis 10 frases que me inspiran a viajar

Día tras día, cientos de rincones del mundo nos persiguen sin movernos de lugar. Paisajes que invitan a soñar, ciudades eclécticas que nos inducen un chute de energía, de ganas de comernos el mundo; amigas que nos recuerdan, con cada aventura, que hay un mundo ahí afuera esperándonos. Cerramos los ojos y las posibilidades son infinitas. Tan infinitas que nos perdemos en lo incierto, en la indecisión.

Cada viaje representa para mi una nueva parte de mi ser, una enseñanza que se queda tatuada en mi memoria; una frase que redefine mi manera de ver el mundo. Sin querer extenderme demasiado, hoy comparto con vosotros mis frases, fruto de las experiencias vividas, que me recuerdan mi filosofía de vida: mi filosofía viajera:

  1. Son decenas los lugares que planeo visitar, cientas las actividades que quiero realizar, pero ya asumí que mis planes nunca salen como esperaba. Tal vez no visite todo aquello que me ofrece el destino, tal vez deje pasar la oportunidad de descubrir lugares que en un principio quería conocer; pero no cambio ni un instante vivido: Los soles que se alzaban, tras hermosos templos, frente a la caída de estos ojos, arriesgar la estabilidad de mis tobillos por un autobús que amenazaba con su partida, los días en una piscina cualquiera rodeada de personas que merecen cada uno de mis segundos, … Puede que a veces mis recuerdos no reflejen aquello que buscaba en mis destinos, pero cada vez me hacen sentir más completa y preparada para despegar hacia una nueva manera de ver las cosas.

You're invited to an

2. Amor por el camino, por el viaje, por el lugar, por las personas. Amor por lo vivido, amor por aquello a recordar. Y un poco más de amor por quien soy, quien fui y quien seré.

si no es ahora (2)

3. Suelo decir que un viaje no debería ser una vía de escapatoria, sino de encontrarse a uno mismo. Coger un avión para alejarse de la tristeza solo hace demorar el regreso a la realidad. Y puede que en un principio decidieras emprender un viaje, con sueños y esperanzas rotas en la maleta, esperando sentirte mejor, que se alivie el dolor (la distancia es tentadora, no lo voy a negar). No obstante, hace tiempo que cambié mi manera de definir mis viajes. Prefiero pensar en crecimiento, en autoconocimiento. No pensar en qué tuve, qué salió mal o cuanto duelen las heridas; sino en que es lo que quiero,  como quiero sentirme y en asumir que todo pasa por algo (pero, sobre todo, que pasa).

 

frase4

4. Viajo en busca de contradicciones, de aperturas de mente, de comprender que no todo es blanco o negro. Me apasiona redescubrir aquello en lo que creía, así como aquello frente a lo que me sentía una incrédula. Ya son varias las veces en las que me he dado cuenta de paradojas que me esperaban detrás de un viaje (en cuanto a amistad, formas de ser, vivir, amor,…), y no quiero perderme ni una de las que me esperan ahí afuera.

frases5

5. Muchos son aquellos que definen los viajes como una liberación: de la rutina, del estrés, de las preocupaciones, de los horarios, de las limitaciones,… hasta de nosotros mismos. Son la oportunidad perfecta de romper las barreras que nos ponemos a diario y hacer aquello que, tal vez en nuestro día a día, no nos atrevemos a hacer. Quiero creer que es ese el momento en el que vivimos la verdadera aventura. Esa aventura en la que nos encontramos ante nuestra propia esencia, ante quienes realmente somos y queremos ser. Y es, en ese momento, en el que empezamos a disfrutar de aquello que nos rodea (incluso, en nuestro día a día). La vida no debe reducirse a los pocos días de vacaciones que tenemos al año y a los fines de semana 😉

frase 6

6. La vida se reduce en aquellas oportunidades que aprovechaste y a esos “¿Y si…?” consecuencia de los trenes que dejaste pasar. Consejo de una impulsiva sin remedio: serán más las ocasiones en las que te arrepientas de no seguir a tu corazón que a tu cabeza. Puede que tropieces una tras otra vez, pero tendrás el consuelo de que hiciste lo que sentías.

frases7

7. Un lugar no son solo edificios, callejuelas y carreteras. Son vivencias, son personas, son lecciones,… En mi, Vietnam, Camboya, Roma, Amsterdam, Irlanda,… significan algo más que un detino. Significan lo que ahora soy, lo que fui, lo que sé y como quiero ser.

frases 8

8. Con cada foto de lugares a los que voy, aumentan los comentarios como “¿A cuantos sitios has ido?” “¿Aún te queda algún lugar en tu lista de destinos?”. Sin embargo, desde mis adentros, una voz en off no para de repetirme “aún no has visto nada”, “te falta mucho por recorrer”. Y, sinceramente, espero que esa voz no se apague nunca.

frase 9

9. Es simple. No paramos de repetirnos “Ya lo haré”, “Hay tiempo”. Pero, si podemos hacerlo ahora ¿Por qué esperar? Pensamos en futuro sin percatarnos de que el presente, en verdad, es el futuro seguro, definido por nuestras acciones. El mañana es incierto ¿Te vas a arriesgar?

frase 7

10. Las joyas, la ropa, los relojes, los souvenirs,… no paran de sumar peso a esa mochila que cargamos. Nos atan a un pasado, nos limitan al tratar de dar un paso adelante (bien por su vínculo con una parte de nosotros o por un pasado que arrastramos). Todos tenemos cierta dependencia a lo material, y no es malo. Pero, en nuestra balanza personal, los recuerdos deberían tener mayor peso 🙂

frases10

 

En esta ocasión, termino este post con un “extra combo” que me define, así como el camino que trato de seguir: “Mejor un “ups” que un “¿Y si…?”. No te arrepientas por lo que dejaste de vivir, mucho menos por lo que viviste. Pues cada “ups” te lleva a donde estás hoy, a quien eres.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s